No dudes en decir no, evitarás problemas en el futuro.

En ocasiones los contratistas proveen de miles de ideas y diseños para ayudarnos a mejorar nuestros planes o asesorándonos para tomar la mejor decisión, sin embargo, en muchas ocasiones dan soluciones que no nos parecen o nos muestran soluciones que no nos gustan y eso hay que aprender a decirlo al momento ya que podríamos caer en decidir y ejecutar trabajos que no estamos del todo de acuerdo.

Recuerda que es tu reforma y son tus decisiones y aunque ellos se contratan no solo para ejecutar las órdenes de servicio, también están para poyar y guiarte a lo largo de los trabajos. Imagina que después de culminar los trabajos todo quedo como lo soñaste menos el piso porque la contratista recomendó cambiar el color y usted por no saber decir que no en el momento oportuno esta contratista le dejo un piso con el que no se sienta a gusto y luego al no aguantarlo decide recontratar o contratar un nuevo proveedor de servicio para reformar el piso como usted desee.

Muchas veces, nuestro centro de desarrollo rural, hemos tenido que decir que no a ciertos contratistas porque no nos daban la confianza que necesitábamos.

Leave a Reply